Noticias   2016   Abril   Internacionales   Balance de la cooperación aérea de Rusia en Siria

4/25/2016

Balance de la cooperación aérea de Rusia en Siria
A seis meses del res­­­­paldo aéreo solicitado por Siria y aceptado por Rusia, la guerra impuesta a este país del Levante adquiere nue­vas dimensiones, entre ellas, la realidad de que echó por tierra el intento de destruir la nación
f0058677.jpg
 
De octubre del 2015 a marzo del 2016, el respaldo aéreo ruso permitió el desarrollo de una amplia ofensiva de las Fuerzas Armadas sirias. Foto: RT
 
DAMASCO. A seis meses del res­­­­paldo aéreo solicitado por Siria y aceptado por Rusia, la guerra impuesta a este país del Levante adquiere nue­vas dimensiones, entre ellas, la realidad de que echó por tierra el intento de destruir la nación.
 
Siria enfrenta desde el 2011 una conspiración de magnitud nunca vis­ta no solamente en el Medio Orien­te, sino en buena parte del mundo, y orquestada bajo el “manto protector” de Estados Unidos.
 
Turquía y las monarquías regionales se alinearon con ese plan junto a Europa Occidental, la cual en mayo del 2015 prorrogó por un año más las sanciones contra el Gobierno de Bashar al-Assad, 200 personas y 70 entidades del país árabe.
 
De tal manera viabilizaron por todos los medios la entrada a la na­ción de miles de terroristas porque la llamada guerra civil no estalló y el Gobierno legalmente constituido no caía, resistía y peleaba con ahínco.
 
Ante el abrumador despliegue fi­nanciero, militar y mediático y cuando los reajustes internos lo permitieron, Siria acudió a sus aliados tradicionales: Rusia e Irán, entre otros y con esfuerzo propio demostró que podía desafiar un plan desestabilizador con resultados funestos en Iraq y Libia.
 
La propugnada primavera árabe se convirtió en el invierno crudo y frío para los enemigos de una na­ción que conservaba, tal vez como ninguna otra en la región, la tolerancia religiosa, étnica, política y daba asilo a miles de palestinos expulsados de sus tierras.
 
De octubre del 2015 a marzo del 2016, el respaldo aéreo ruso permitió el desarrollo de una amplia ofensiva de las Fuerzas Armadas sirias, meditada y preparada en el momento oportuno y organizar el respaldo de Irán y el movimiento de resistencia palestina Hezbolá.
 
En el terreno de combate se perdieron todos los miedos a las innovaciones tácticas y estratégicas, a las operaciones de ataque y contraataque en pequeñas unidades y al efectivo uso de la aviación y los medios artilleros, asimilándose con rapidez y efectividad los nuevos equipamientos bélicos.
 
Ahora, luego de la etapa transcurrida, las acciones aéreas rusas, com­­binadas cuando fue y es oportuno con la siria, permitieron recuperar más de 500 poblados y cerca de 15 000 kilómetros cuadrados usurpados por los grupos terroristas.
 
Más de 30 000 objetivos del Estado Islá­mico (EI) y el Frente al Nusra, en­tre otros, fueron eliminados, incluidas fábricas y talleres, fortificaciones, cam­­pos de entrenamiento y vías de comunicación para el transporte de petróleo robado.
 
Ese respaldo se concretó también en la asesoría y labor para el desminado de importantes localidades recuperadas, el respaldo a las negociaciones internacionales para una salida de la crisis y el logrado acuerdo de cese del fuego vigente desde febrero del 2016.
 
A pesar de las más de 400 violaciones de la tregua por los grupos terroristas, el acuerdo permitió que más de 60 localidades se acogieran al programa nacional de reconciliación, se efectuaran las elecciones parlamentarias del 13 de abril último y en ese ambiente, la conmemoración del 70 aniversario de la independencia del colonialismo francés.
 
“El apoyo de Rusia al Gobierno legítimo de Siria ayudó a evitar el colapso del sistema estatal, del propio Estado; ayudó a preservar las instituciones de poder y evitar más bajas masivas entre la población civil”, afirmó en Moscú, la semana pasada, el presidente Vladimir Putin.
 
Y añadió: gracias a las exitosas acciones de la aviación rusa y el Ejército sirio se logró recuperar la iniciativa y liberar una serie de ciudades, incluida la histórica Palmira.

Autor: Pedro García Hernández | internet@granma.cu
24 de abril de 2016 21:04:25
 
Hoy la realidad es otra y obliga a que los enemigos de Siria entiendan de una vez y por todas que el “respeto al derecho ajeno es la paz” y no una guerra impuesta de devastación y muerte que ha costado la vida de más de un cuarto de millón de personas en cinco años. (PL)

Noticias Internacionales - Servicio RSS Noticias Internacionales - Fidelistas por Siempre

Ingresar


Enlaces cortos